Usuario     Contraseña  
 
Buscador  Ayuda del Buscador
NECESITA SABER - NEEDS TO KNOW
Arte Románico - Romanes Romanik Romanesque
Mundo Románico
Estética románica
Simbolismo e Iconografía
Sincretismos e Influencias
Filosofía y Teología
Investigación
REPORTAJES
PARA SABER MÁS - TO LEARN MORE
Firmas Destacadas
Hemeroteca
Enlaces - Links
BANCO DE FOTOS - PHOTOS BANK
Lugares Románicos (Places Sites)
Fuentes del Arte Románico
Museos
Exposiciones Temporales
Miniaturas (Sólo Usuarios Registrados)






Contadores
Visitas totales: 2720441
Visitantes en línea: 9
Reducir tipografía Aumentar tipografía Versión imprimir
Fueron Portada Repositorio de "En este mes comentamos" Septiembre 2012 La "Edad Media" en otras civilizaciones

Septiembre 2012 La "Edad Media" en otras civilizaciones
Repositorio de "En este mes comentamos". Septiembre 2012  La "Edad Media" en otras civilizaciones

La “Edad Media” en otras civilizaciones

Aprovechando las fotos que nos enviaron nuestras amigas África y Belén, hemos decidido explorar qué es lo que se realizaba durante los siglos medievales en otras culturas. Recordemos que el término “Edad Media” es solamente válido para la cultura occidental y define unos mil años de historia europea, desde la caída del Imperio romano de occidente en 476 hasta el descubrimiento de América en 1492. Abarcaremos los siglos correspondientes a la Alta Edad Media. Como denominador común tienen las creencias religiosas propias de cada cultura, que marcarán la construcción de sus templos.
Empezaremos por aquellos que territorialmente estuvieron cerca del viejo continente: ortodoxos e islámicos, para alejarnos hasta la exótica cultura oriental.


Repositorio de "En este mes comentamos". Septiembre 2012  La "Edad Media" en otras civilizaciones

Cultura Ortodoxa
Comenzaremos por la cultura ortodoxa ya que comparten el cristianismo con los católicos. Es la heredera de las tradiciones cristianas del Mediterráneo oriental y se difundió por el este de Europa gracias al Imperio bizantino y al trabajo de un gran número de misioneros.
Estamos ante una arquitectura prácticamente religiosa, aunque también hubo edificios civiles. El material constructivo es el ladrillo forrado por piedra en el exterior y mosaicos en el interior. La planta centralizada es la predominante en sus iglesias, en menor medida encontraremos plantas basilicales y de cruz griega. Su interior está dividido en cinco partes, en vez de las tres de los templos católicos, son: un cuerpo principal o nártex, la nave propiamente dicha, diáfana ya que sólo encontraremos unos pocos asientos, para personas enfermas o lisiadas; y la cabecera o bema, que está precedida de un iconostasio, cerramiento calado en el que se colocaban los iconos pintados. Otra de las novedades de los templos ortodoxos, son las techumbres, se emplea en todo el edificio un sistema de cubiertas abovedadas, teniendo primacía la cúpula central, que constituye el quinto espacio, dentro del templo. Lo usual es que esté sobre pechinas y que se construya mediante hiladas concéntricas de ladrillo, a modo de coronas de radio decreciente que se refuerzan al exterior con mortero. Estas cúpulas semiesféricas serán sustituidas por las cúpulas acebolladas en el siglo XV, sobre todo en los países del norte, ya que esta forma permitía que no se acumulara la nieve en invierno, tipología que heredaron de los templo mogoles del siglo XII. A la cúpula central se le añaden otras cuatro en cada una de los brazos de la cruz. En la zona griega y macedonia estas cúpulas suelen estar rematadas por un reborde a modo de alero al exterior. Otros elementos que emplean son las arquerías de medio punto que descansan en columnas en donde el ábaco ha sido sustituido por el cimacio troncopiramidal decorado con símbolos cristianos y en cuyos capiteles podemos ver el capitel de estilo corintio tallado a trépano o bien un capitel cúbico de caras planas con relieves en dos planos.
Su decoración interior sigue el siguiente programa iconográfico: la Natividad se asociaba con Belén, el Bautismo con Jordania, la Anunciación con Nazaret, la Resurrección de Lázaro con Betania, los milagros con Galilea, el Milagro de los peces con Tiberia, la Ablución de los pies con el monte Tábor, la Pasión con Jerusalén y la Crucifixión con el Gólgota. La parte más importante es la cúpula, desde donde una imagen de Cristo Pantocrátor lo preside todo. Próximas, se desarrollaban las principales escenas de su vida, en las pechinas y en los arcos de su alrededor. Más abajo o en una capilla lateral, se documentaba el Antiguo Testamento. En el nivel inferior se representan de cuerpo entero figuras de santos, como intermediarios entre la tierra y el cielo y en el ábside iban los Padres de la Iglesia, responsables de la liturgia y su aplicación. A la Virgen se la representa en la bóveda del ábside, o bien de pie, mostrada de cuerpo entero, o bien sentada en el trono, sola o, a veces con un arcángel a cada lado; y en el muro occidental, con el tema de la Dormición. En las bóvedas más cercanas a las cúpulas hay querubines y serafines, los cuatro evangelistas y escenas de la vida de Cristo.
Los monasterios ortodoxos basan su distribución en los bizantinos, cuya estructura arquitectónica difería de la occidental, este monasterio carece de claustro, y se acercaba más a la construcción doméstica romana. Los encontraremos en lugares retirados, generalmente, aunque si eso no era posible, se rodeaban con un gran muro. Se accedía por un portal cubierto donde se colocaban bancos para los mendigos que esperaban a que se les diese limosna. En el interior había un gran patio, en medio del cual se construía el templo principal. El refectorio era una gran nave, con una gran mesa en el centro o bien pequeñas mesas redondas encajadas en unos nichos rectangulares. Las celdas de los monjes podían distribuirse en uno o varios pisos y tenían un pasillo externo. Su planta era rectangular y desde ellas podía verse la iglesia, puesto que estaban en el patio rodeando el templo. Otras dependencias destacables son: los almacenes o cillas, los establos y los talleres de gran tamaño, y menores: la hospedería, los baños y la enfermería.


Repositorio de "En este mes comentamos". Septiembre 2012  La "Edad Media" en otras civilizaciones

Cultura Islámica
Territorialmente convivió con la cultura occidental, sin ir más lejos en la Península Ibérica. No son cristianos, pero al igual que estos son monoteístas: los primeros seguidores de Mahoma fueron pueblos nómadas que poco aportaron al arte. Gracias a su expansión, el Islam fue asimilando la cultura y las corrientes artísticas de los pueblos sometidos, creando un estilo propio que variará dependiendo de las zonas climáticas y de los materiales disponibles. Las influencias más comunes son las romanas, paleocristianas y bizantinas, que se mezclaron con las de los persas sasánidas y los estilos del centro de Asia. Sus construcciones más importantes vuelven a ser las religiosas: mezquitas y madrazas, ésta última es la escuela donde el maestro o jeque enseña el Corán. Entre las obras civiles, a veces con carácter militar, destacaremos los palacios y las alcazabas, y con un carácter más público, los baños.
La mezquita es el lugar de culto, donde se reúnen para los rezos. Se la denomina Aljama cuando es la principal, dentro de una población con varias, y por su gran tamaño. Su planimetría se basa en la Casa del Profeta (Medina), que consistía en un recinto cuadrado, rodeado de un muro de adobe, en cuyo lado sur encontramos un soportal y en el este las habitaciones de las mujeres del Profeta, volcadas hacia el patio, donde se reunían los fieles para orar bajo las directrices de Mahoma, que se subía en un estrado para dirigirles. Esta es la disposición de las mezquitas: patio interior o sahn, rodeado de un muro perimetral con varios accesos (riwaqs) y con una torre desde la que se llama a la oración: el minarete; por último está sala de las oraciones o haram. Antes del rezo, el musulmán ha de entrar purificado al templo, por lo que se colocaba una fuente para lavarse. Dentro del haram destaca: el muro de la quibla, enfrente del acceso y orientado hacia La Meca, en su centro está el mirab, que indica al fiel hacia donde debe mirar para rezar; a veces era un simple nicho y otras una estancia pequeña. Es frecuente que a su lado se coloque el minbar una especie de púlpito desde dónde se conduce la oración, se trata de un mueble escalonado y el iman se coloca en los escalones intermedios, los superiores están destinados a Mahoma. Si la mezquita es califal, hay otra sala en la que el califa se coloca para rezar, la maqsura. Se cerraba la sala de oraciones con una cúpula central semiesférica, el mihrab podía cubrirse con otra de menor tamaño o bien el espacio anterior a él. Con el tiempo, el empleo de cúpulas en la mezquita, creció.
Estas son las características generales de la mayoría de las mezquitas, pero podemos encontrar diferentes edificaciones; en el oriente de China, por ejemplo, adoptan como construcción la pagoda. Durante el Imperio Otomano se mantuvieron los modelos de tradición bizantina, cuyas características eran enormes cúpulas centrales, varios alminares y fachadas abiertas; aunque se incluyeron columnas, naves y altos techos; y elementos tradicionales como el mihrab.
La decoración islámica se basa en la epigrafía, mediante versículos del Corán; la lacería, formando estrellas o polígonos, y el ataurique, dibujos vegetales. Prácticamente no existe la ornamentación escultórica, pero si encontraremos piezas de eboraria, orfebrería, etc., realizadas en marfil, hueso, cerámica, metal, etc.


Repositorio de "En este mes comentamos". Septiembre 2012  La "Edad Media" en otras civilizaciones

Cultura Oriental
No tiene nada que ver ni con la occidental ni con las dos mencionadas anteriormente. Es la demostración de que se estaban construyendo edificios totalmente diferentes a los que todos conocemos, al mismo tiempo; aunque todos tienen la misma característica en común: la religiosa. En la cultura oriental, son las diferentes dinastías que gobiernan las que dividen el tiempo. Destacaremos que se conoce el nombre de los autores de muchas de las piezas, que han llegado hasta nuestros días, algo impensable en el mundo occidental.
La pagoda es el edificio religioso por excelencia, está formada por niveles, por lo general cinco pisos, y se construye con madera, que tiende a combarse cuando soporta mucho peso, pero es difícil que se rompa. Estas estructuras laminadas están unidas por medio de un número elevado de engarces que se insertan en las pequeñas y estrechas aberturas de los tablones. Están formadas por estructuras cúbicas, que a medida que crecen en altura van disminuyendo de tamaño. Lo realizado es un reflejo de la naturaleza, por lo que no se necesitan grandes cantidades de dinero para realizar un edificio o cualquier pieza artística.
Los monasterios se construyen en las montañas, para escapar de lo mundano, así que para los arquitectos era importante prestar atención a los desniveles del terreno. El material constructivo principal es la madera; los edificios se cerraban con cortezas de ciprés y tablones de madera delimitaban y servían de suelo a los diferentes pisos. Dentro del monasterio, el edificio principal es la Pagoda, que se ubicaba en el centro del recinto (kairo), puesto que simboliza a Buda. Su construcción se basa en un pilar central, a modo de torre de madera, en la que se superponen pisos con sus grandes y sobresalientes aleros, cada piso se corresponde a los cinco elementos: tierra, agua, fuego, viento y cielo. Estamos ante una representación simbólica del cielo, con una base cuadrada que simboliza la tierra, atravesada por un pilar que representa el eje del mundo, que une los tres niveles cósmicos: Cielo, Tierra y Regiones Infernales.
Otros edificios dentro del conjunto monástico son: el santuario central de las imágenes (kondo) que está detrás de la pagoda y la flanquean otros dos santuarios: el Este y el Oeste. A lo largo del tiempo la pagoda se irá descentralizando, hasta que en el siglo XI aparezca fuera del recinto, el motivo es que en sus primeras manifestaciones se la veía como una representación de Buda, pero una vez que fueron apareciendo las esculturas del Dios dentro del recinto, la pagoda fue cambiando de ubicación, hasta quedar fuera del mismo. A finales de este periodo, el templo volvió a construirse dentro de la ciudad, convirtiéndose en el centro de reunión de los dirigentes. La arquitectura religiosa desarrolló mucho la decoración, igual que en los grandes palacios.
En cuanto a las artes figurativas, decir que la escultura se limitaba a las representaciones de Buda, así como de algunas diosas sintoístas, con un estilo grácil y esbelto. Y en la pintura destacan los cerezos en flor, los arrozales o flores como glicinas, orquídeas, peonías, bambú, también se representaba la luna, la niebla, el mar, la lluvia, etc. Todos estos elementos de la naturaleza crearon la imaginería paisajística japonesa. La composición es asimétrica, quedando un espacio vacío, el color se aplicaba mediante manchas y no en pinceladas. Es todo lo contrario a la pintura china, de trazo lineal y monocroma, que continuará empleándose en el círculo imperial, ya que estaba ligada al prestigio funcionarial.
En pintura se desarrolló el paisajismo y el retratismo. También la pintura narrativa, se hacía en rollos, en ellos se reflejaban aspectos de la vida cotidiana, escenas urbanas o rurales; o bien se ilustraban acontecimientos históricos.


Vanessa Montesinos Muñoz

BIBLIOGRAFÍA
• A.A.V.V.: Historia del Arte: El Islam. India y el Extremo Oriente. Tomo 8. Ediciones Salvat. Madrid, 2006
• GARCÍA GUTIÉRREZ, Fernando: “La pagoda budista en los templos japoneses” Laboratorio de Arte, 11. 1998
• TALBOT RICE, David: El arte de la época bizantina. Ediciones Destino. Barcelona, 2000

 


CENTRO DE ESTUDIOS CÍRCULO ROMÁNICO
Presentación
Manifiesto Románico
Memoria de Actividades (Curso 2013- 2014)
Conferencias
Fueron Portada
Foro Antiguo
Panel de Conferenciantes y Ponentes de Seminarios
Notas de Prensa y Convocatorias Recibidas
Rincón del Usuario
ROMÁNICO PARA NIÑOS
ORGANIZACIÓN
Quiénes Somos
ENCUESTA DE CALIDAD
Colabora con Nosotros
VIAJES ROMANICOS - TRAVELS
Los viajes del Círculo Románico
Rutas recomendadas
Senderos del Románico
Información Auxiliar
Suscríbete al Boletín de Círculo Románico




      LIBRO DE VISITAS       RECONOCIMIENTOS       ENTIDADES AMIGAS       MAPA DEL SITIO
© CÍRCULO ROMÁNICO